Resulta que en los sesenta había un hombre de Detroit que era un excelente y desconocido músico. Este tipo llamado Sixto Rodríguez, nacido en 1942, era el sexto hijo de una familia de inmigrantes mexicanos de clase obrera. Trabajaba cantando en bares y no se sabia mucho de él.

En 1967 sacó su primer disco llamado I’ll Slip Away a través del pequeño sello discográfico Impact (que de impacto en ventas no tuvo nada y durante los siguientes tres años no produjo nada nuevo).

Cold Fact

En 1970 firma con el sello Sussex records y saca en ese año y el siguiente dos álbumes titulados Cold Fact y Coming from reallity. Dos obras maestras. -Y aquí no puedo escapar de incluir mi fanatismo personal y total admiración por Mr Rodríguez. Estos dos álbumes son poseedores de una poesía bellisima y melodías climáticas. La primera vez que escuché Cold Fact fue en un colectivo, afuera llovía demasiado y yo iba cansada, con la cabeza apoyada en la ventanilla mirando las gotas caer espesas en el cristal. Ahora siempre me recuerda a ese momento.

Aquí una de sus canciones mas conocidas y que a mi más me gustan: Sugar Man.

Rodríguez fue, en sus años dedicados a la música, un perfecto desconocido en su país. En cambio en Sudáfrica tenía miles de seguidores donde las letras de sus canciones y el misterio que rodeaban al cantante lo transformaron en una figura popular entre los jóvenes del país. Su álbum Cold Fact fue adoptado como un símbolo de la lucha contra el apartheidLos sudafricanos casi azarosamente habían recibido un disco suyo y lo empezaron a copiar. El no se enteró de esa fama hasta hace poco tiempo. 

El documental Searching for sugar man retrata perfectamente la historia de Rodríguez y su misteriosa desaparición o supuesto suicidio (por años se creyó que se había suicidado en medio de un show, pero al no encontrarse el cuerpo, había un halo de misterio alrededor de su historia). Él cuenta a los documentalistas cómo es que nunca supo de su éxito en Sudáfrica y cómo tuvo que dejar la música para dedicarse a la construcción.

He aquí el tráiler del documental Searching For Sugarman dirigido por el realizador sueco Malik Bendjelloul en 2012: