Eagles Of Death Metal, crónica de su paso por Razzmatazz

Escrito por el 25/04/2022

Sala Razzmatazz 2, Barcelona · Miércoles 20 de abril de 2022

La primera de las tres citas que Eagles Of Death Metal tenía programadas en nuestro país fue una auténtica montaña rusa de diversión, donde el rock desenfadado de los californianos dejó ver su versión más simpática y austera, en parte gracias al liderazgo del siempre enérgico Jesse Hughes, que una vez más hizo de la noche del miércoles un auténtico festín donde el freno no tuvo cabida a lo largo de hora y media de show.

Los seis años que han pasado desde su última visita en Barcelona, en aquella ocasión en la sala Apolo, quedaron más que saciados gracias a una entrega absoluta y rotunda. Los de Palm Desert asaltaron la sala 2 de Razzmatazz bajo el eslogan «The 24th Anniversary Tour», así que lo que se podía esperar era un buen follón a base de hits en forma de trallazos.

Entre gritos, vitoreos y una gran ovación, Jesse, Jennie Vee (bajo, coros), Josh Jové (guitarra) y Jorma Vik (batería) salían al ritmo del clásico We Are Family de Sister Sledge. Después de meterse al público en el bolsillo (ni un minuto tardó), I Only Want You, tema que abre su primer disco, sería la encargada de inaugurar la velada, y de qué manera. Pogos en las primeras filas de manera constante, a un ritmo de descarga de adrenalina al límite y frenética por parte del público.

Don’t Speak (I Came to Make a Bang!) y Anything ‘Cept the Truth nos llevarían hasta la primera de las tres versiones que cayeron. Complexity de Boots Electric sonó rotunda y la gente se subió al barco del desenfreno generado por temas como Heart On o la festiva Cherry Cola, donde puso patas arriba al personal haciendo gritar a las chicas y a los chicos en modo competición de decibelios. Jesse es un frontman como pocos, sabe cómo llevarse al personal por la vía rápida con cada uno de sus gestos, sea lanzando corazones con sus manos, besos o guiños de ojos a todos los que se agolpaban.

I Want You So Hard (Boy’s Bad News) y I Love You All the Time de su “Zipper Down” (2015) nos llevarían hasta el cover de Moonage daydream, de Bowie resuelto con gran solvencia y dejando una vez más a Hughes como líder absoluto y gentleman hasta el infinito. Hay que decir que el trabajo de toda la banda es de diez, las mil y una guitarras de Josh Jové fueron atronadoras, el bajo de Jennie fue impecable, atreviéndose prácticamente sola con Ace Of Speed de Motorhead.

Después de un merecido descanso rematarían los bises con una preciosa versión del Can’t Help Falling in Love de Elvis Presley cantada casi a capella, uno de los momentos más emotivos y que consiguió emocionar a un servidor. No exagero cuando digo que a un amigo se le caían tímidas lágrimas.

I Like to Move in the Night y Speaking in Tongues darían por finiquitada una noche de rock & roll que fue recibida como agua de mayo. Temas potentes y con garra que una vez más confirman que Eagles Of Death Metal funciona a la perfección sin Josh Home.

Texto: Manel Ferrer
Fotos: Bruno Tamborero


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.


Canción actual

Title

Artist